Cómo crear un blog de cocina

Cómo crear un blog de cocina paso a paso

Si tu sueño es crear un blog de cocina, con esta guía aprenderás cómo hacerlo de forma fácil. No es necesario que seas experto en el tema ni necesitas contratar a alguien para que haga esto por ti, ya que en esta guía te explico de forma sencilla cómo crear un blog de cocina paso a paso.

⠀⠀

1. Elige el nombre de tu blog y su dominio

Para poder crear tu blog, necesitas pensar primero qué nombre quieres ponerle. Una vez tengas claro cómo quieres que se llame tu blog, necesitas elegir un dominio.

¿Qué es un dominio?

Es el nombre de tu sitio web. Por ejemplo, el dominio de este blog es greenbrisa.com. Hay muchas extensiones de dominio que puedes elegir (.com, .es, .vip…), por lo que el precio varía dependiendo de la extensión que elijas.

Hay muchas webs con las que puedes registrar tu dominio. Aunque realmente no es muy importante cuál elijas, en esta guía te voy a enseñar a hacerlo de la forma más sencilla posible: contratando el dominio y el hosting juntos en SiteGroundAdemás de ser la forma más fácil de crear tu blog, también obtendrás un año de dominio completamente gratis. En el siguiente paso te explico cómo hacerlo de forma sencilla. 

2. Contrata el hosting y el dominio

Además de un dominio, necesitas un hosting donde alojar tu web. 

El servicio de alojamiento de tu web es muy importante, ya que es donde vas a alojar todas tus recetas. Un buen hosting hará que tu web cargue de forma rápida (a nadie le gusta esperar mientras una web tarda en cargar) y que haya suficiente espacio, lo cual es importante tratándose de un blog de cocina, ya que subirás muchas fotos de recetas.

Yo te recomiendo utilizar SiteGround, donde tengo alojado mi blog. Ofrecen precios muy económicos y el servicio es excelente, por lo que no he tenido ningún problema alojando Green Brisa con ellos. Además, actualmente ofrecen 1 año de dominio gratis si contratas el hosting con ellos.

Cómo contratar el hosting y el dominio, paso a paso

1. Elige tu plan. El más económico es el plan StartUp, ideal para blogs que están comenzando.

Elige el hosting para crear tu blog

2. Elige tu dominio.

Elegir el dominio para crear un blog de cocina

SiteGround te ofrece el primer año de dominio completamente gratis. Además de económica, esta opción es bastante cómoda, ya que tendrías tu dominio y tu hosting registrados con la misma compañía.

3. Completa tus datos.

Completa los datos del hosting para crear un blog de cocina

3. Instala WordPress.

Este paso no puede ser más fácil: solo tienes que clicar donde dice ‘Instalar WordPress’ dentro de tu panel en SiteGround. Una de las ventajas de SiteGround es que es muy intuitivo y fácil de usar, por lo que no tendrás ningún problema a la hora de dejar tu blog listo.

4. Elige un tema.

El tema de tu blog es básicamente la plantilla de diseño de tu blog. Una vez tengas todos los pasos anteriores completados, toca dedicarle unos días a este. Para mí fue la parte más divertida, ya que me gusta la parte creativa que conlleva llevar un blog. 

Hay temas gratuitos y temas de pago. Cuál elegir depende de tus objetivos. Si quieres crear un blog de cocina como hobby, puedes utilizar un tema gratuito. Si realmente quieres llegar más lejos con tu blog (tener muchas visitas, generar ingresos, vivir de ello…), te recomiendo comprar un tema que te guste desde el principio. Créeme, esto te evitará quebraderos de cabeza en un futuro.

En WordPress (https://wordpress.org/themes/) puedes encontrar muchos temas gratuitos. Yo decidí invertir desde el principio en mi blog y compré el tema Sprout and Spoon, que es el que veis ahora mismo. Hay otros que también son ideales para blogs de cocina, como TinySalt o Cookiteer.

5. Empieza a compartir recetas deliciosas.

Aquí es donde empieza realmente la diversión. Ya tienes tu blog listo y a tu gusto, así que solo te falta empezar a compartir recetas para que el resto del mundo las vea. 

Al tratarse de un blog nuevo que todavía no tiene contenido, te recomiendo que en un principio publiques muchas recetas de golpe para que la gente pueda encontrar variedad al entrar en tu blog. A nadie le gusta entrar en un blog de cocina y encontrarse con solo dos recetas. Después, te recomiendo publicar de forma constante a un ritmo que para ti sea cómodo. Puedes comenzar publicando una o dos veces a la semana hasta que encuentres tu ritmo ideal. 

Aviso: este artículo contiene enlaces de afiliados. Si compras alguno de los productos o servicios que recomiendo en esta guía, tú pagarás lo mismo y yo me llevaré una pequeña comisión por cada venta.