Mini cheesecakes de arándanos

Estos mini cheesecakes de arándanos son veganos, sin gluten y saludables. Es una receta fácil y rápida en la que no necesitas horno ni agar agar.

Mini cheesecakes de arándanos con mermelada de arándanos y coco

Aunque estos mini cheesecakes a primera vista parezcan complicados de hacer, te puedo asegurar que son increíblemente fáciles y rápidos de preparar. No necesitas hornear ni añadir agar agar al relleno. Ni siquiera necesitas meter la leche de coco mil horas antes en la nevera ni en el congelador. Solo tienes que seguir 5 sencillos pasos y el quinto consiste en decorar a tu gusto, así que hazte una idea de lo fácil que es esta receta.

Además, esta receta es completamente vegana (por lo que no lleva lácteos ni huevo) y sin gluten. Tal y como puedes apreciar en las fotos, estos mini cheesecakes son súper cremosos, así que no tienen nada que envidiar a otras recetas con gluten ni con ingredientes animales.

Si quieres preparar unos mini cheesecakes pero no tienes arándanos y/o eres más fan de las fresas, puedes preparar estos mini cheesecakes de fresa.

Mini cheesecakes de arándanos con mermelada de arándanos, coco rallado y un arándano congelado

Ingredientes para preparar estos mini cheesecakes de arándanos

  • Dátiles. Si compras dátiles con hueso, recuerda quitárselos antes de empezar a preparar la receta.
  • Almendras. También puedes sustituir las almendras por nueces o utilizar mitad y mitad.
  • Anacardos. Como te explico más abajo en las notas de la receta, es importante que los anacardos estén en remojo. Para saber si los anacardos ya están listos para ser usados, solo tienes que intentar doblarlos con tus manos. Si están flexibles, ya puedes preparar tus mini cheesecakes.
  • Leche de coco. Es la leche de coco que viene en lata. No te preocupes: para esta receta no necesitas ponerla en la nevera ni usar solo la nata, como sí ocurre en otras recetas. Solo remuévela con una cuchara primero, para mezclar bien la parte espesa y la parte líquida, y ya estará lista para ser usada.
  • Zumo de limón. Puedes exprimirlo tú mismo (opción recomendada) o comprarlo hecho.
  • Sirope de agave. Puedes sustituirlo por otro endulzante líquido, como sirope de arce o sirope de dátiles.
  • Aceite de coco. Necesitas muy poco aceite de coco para preparar estos mini cheesecakes, como podrás ver más abajo en la receta completa.
  • Arándanos. Puedes utilizar arándanos frescos o congelados. Yo suelo utilizarlos congelados, ya que son mucho más baratos y son más fáciles de encontrar.
Mini cheesecakes de arándanos sin gluten y veganos con mermelada de arándanos y coco rallado

Para preparar estos mini cheesecakes, necesitas un molde de cupcakes para horno. No te preocupes, estos mini cheesecakes no se preparan al horno. Solo queremos el molde. Además, necesitas unos moldes individuales para poner cada mini cheesecake. Puedes utilizar moldes de papel o moldes reutilizables. Esta receta debería darte para 8-10 mini cheesecakes, dependiendo del grosor.

Tip importante:

Cuando quieras comerte los cheesecakes, sácalos del congelador unos 10-15 minutos antes. El punto perfecto es cuando dejan de estar tan congelados y parece que empiezan a derretirse los bordes. Tendrán la textura perfecta para que puedas disfrutar de su cremosidad y su sabor.

Mini cheesecakes de arándanos congelados en el molde

Otros postres que también te pueden interesar

¿Has hecho esta receta?

Si has hecho o vas a hacer esta receta, me encantaría que subieras una foto a Instagram y me etiquetaras (@vgreenbrisa).

Aviso: este artículo contiene enlaces de afiliados.

Mini cheesecakes de arándanos

Estos mini cheesecakes de arándanos son veganos, sin gluten y saludables. Es una receta fácil y rápida en la que no necesitas horno ni agar agar.
Tiempo de preparación 20 min
Raciones 8 mini cheesecakes

Ingredientes
  

  • 100 g dátiles
  • 100 g almendras
  • 140 g anacardos (ver notas)
  • 200 ml leche de coco (la que viene en lata)
  • Zumo de medio limón
  • 100 g sirope de agave
  • 2 cdas aceite de coco
  • 125 g arándanos (frescos o congelados)

Elaboración paso a paso
 

  • Empezaremos preparando la base de los mini cheesecakes. Para ello, ponemos o los dátiles en remojo en agua caliente durante 10 minutos. Mientras, vamos picando las almendras en un procesador de alimentos. Cuando esté bien molida, añadimos los dátiles al procesador de alimentos (después de quitarles el agua) y volvemos a procesar.
  • Ponemos moldes de cupcakes (los típicos de papel o de silicona) en un molde de muffins y colocamos la base de dátiles y almendras con ayuda de las manos. Metemos en el congelador.
  • Para preparar el relleno de los mini cheesecakes, metemos el resto de ingredientes de la receta (excepto los arándanos) en una batidora de vaso y batimos bien. Después, añadimos los arándanos y volvemos a batir.
  • Añadimos esta mezcla a los moldes y metemos en el congelador durante al menos 5 horas.
  • Decoramos nuestros mini cheesecakes a nuestro gusto ¡y a disfrutar!

Notas

  • Para preparar esta receta, es importante que los anacardos lleven 5 horas en remojo, o una hora si es en agua muy caliente. Antes de utilizarlos, comprueba que sean flexibles y que puedas doblarlos un poco con tus manos. Si están así, ya están perfectos para preparar estos mini cheesecakes.
Mini cheesecakes de arándanos. Sin gluten y veganos.
Mini cheesecakes de arándanos sin gluten y veganos
Mini cheesecakes de arándanos, veganos y sin gluten
Mini cheesecakes de arándanos. Sin gluten, veganos, sin horno.

You Might Also Like